Crisis de los 40. Motivos por los que seguir leyendo

12301647_10208209619456995_5665848568637202057_n

 

Si has llegado hasta mi página seguramente te encuentras en el peor momento de tu vida. La crisis de los 40 años puede haber sacudido tu vida. Que tu esposo te diga que no sabe lo que siente por ti, o que no siente lo que debería sentir, que te quiere como a una hermana, pero no te ama como mujer, que necesita tiempo, o que directamente te haya dicho que se marcha, es una situación tan desestabilizante, tan desconcertante que nuestra mente no sabe qué pensar, entra en shock y el dolor es demoledor. La desesperación hace que no sepamos qué decidir, pasamos el día dándole vueltas a los mismos pensamientos y miedos que nos llenan de dolor y nos quitan las fuerzas. De esta manera, lo único que conseguimos es que ese dolor siga presente pero no lo resolvemos, no damos los pasos necesarios para que esta situación se revierta. Tener una mirada exterior, que ha pasado por tu misma situación, que puede ayudarte a ver los puntos claves para mejorar la relación, marca un antes y un después en esta crisis que te ha tocado vivir sin ser tú quien la inició.

De la Crisis de los 40 se sale. Todo pasa y todo acaba. ¿Pero cómo saldremos? Que tu matrimonio salga reforzado de una crisis no depende de la suerte, del destino, de Dios ni de la magia… depende de comprender la situación, aprender de los errores y ENTRAR EN ACCION. Tú salvas tu vida matrimonial, tú salvas tu pareja, solo no ocurre.

Crisis de los 40 años

En el 2008, sin darme cuenta, sin previo aviso, luego de 21 años juntos, un matrimonio envidiable, tres hijos y una relación que yo consideraba muy buena, de pronto, mi esposo me pidió “tiempo”.

Recuerdo esa conversación como si fuera hoy mismo. La imagen de ese momento la tengo grabada. Las emociones, devastadoras, desoladoras que sentí en ese instante, por fortuna ya no existen ni las revivo al recordar. Pudimos superar una dura crisis matrimonial que se originó durante la crisis de los 40 de mi esposo y tenemos ahora un matrimonio incluso muchísimo mejor que antes, (y eso que antes YA era muy bueno)

Si tu relación de pareja no es todo lo maravillosa que solía ser. Si tu esposo ha cambiado algunas de sus conductas. Si se muestra agresivo, si te ha pedido tiempo o no sabe si te quiere, si lo notas distante, frío, enfadado por todo, lo primero que tienes que hacer es NO INTENTAR HABLAR CON EL para que te aclare sus sentimientos, ni preguntarle qué le pasa, o porqué está así, porque el mismo NO LO SABE. Si estás en este situación, hay mucho que puedes hacer mal y mucho que hará que evites un divorcio, ….  es necesario que sigas leyendo.

Tras superar nuestra crisis, luego de más de 6 meses muy duros en los que la crisis de los 40 parecía que iba ganando, en los que incluso tuve los papeles de divorcio en la mano, tomé la decisión de darle un giro a mi vida. Me formé en Coaching Ontológico, Inteligencia Emocional, Programación Neurolingüística, Comunicación asertiva. Y para cerrar el ciclo iniciado cuando “el tiempo” me di cuenta que no sobraba, escribí mi primer libro. ¿Qué le pasa a mi esposo? Como ayudarlo y ayudarte en su crisis de los 40.  El libro que me hubiera gustado tener a mano para resolver mis dudas tras aquella petición de tiempo de mi esposo cuando crisis de los 40 y divorcio iban de la mano.

Puedes leer los dos primeros capítulos aquí mismo.

Pedir el libro usando PAYPAL 

Cuatro años después, y fruto de la necesidad de ayudar a más mujeres a despertar de la ingenuidad con la que yo misma vivía y así tomar conciencia de la importancia de hacer algo para evitar que sus relaciones puedan correr el riesgo de acabar en divorcio publiqué El arte de No amargarse el matrimonio, Tener una relación en la que sentirnos plenos, felices, amados, AMBOS, es algo que se va construyendo día a día, siendo conscientes de nuestros errores para evitarlos, para corregirlos, para mejorar nuestro futuro. Puedes leer las primeras páginas del libro aquí mismo.

Pedir el libro usando PAYPAL 

Tener una relación fantástica es una realidad que podemos conseguir. Ser felices y que nuestro compañero de vida sea feliz es el objetivo principal si valoramos nuestra relación de pareja. Una no es consciente de sus errores, no tenemos verdadera conciencia de los detalles “tontos” que pasamos por alto y que van llenando el vaso de nuestra pareja día a día. La crisis de los 40 es un momento de balance que podemos hacer tanto hombres como mujeres. En el momento del balance, podemos caer en el error de mirar solamente lo que nos falta o las gotas que han caído dentro del vaso, sin tener en cuenta todo lo positivo que hemos vivido juntos. La infidelidad durante la crisis de la mitad de la vida es algo mucho más habitual de lo que podemos imaginar y suele ser el motivo de millones de divorcios. Es España, las estadísticas cada año reflejan una abrumadora realidad. La pareja “estadística” que se separa es un hombre de 44 años y una mujer de 42 que llevan más de 15 años juntos al momento del divorcio.

No creo que sea una casualidad que la mayor cantidad de divorcios se de entorno a los cuarenta años. El otro punto a destacar es que la mayoría de divorcios se dan en matrimonios consolidados. La crisis de los 40 en hombres casados tiene daños colaterales superiores a la crisis de la mitad de la vida en hombres solteros. Por lo general, la pareja afectada no es una relación reciente en las que tras unos años de convivencia se han dado cuenta que no son compatibles, no. La gran mayoría de rupturas se dan en parejas que han sido felices y convivido sin ningún problema durante 15 o más años, muchas de ellas desde la adolescencia.

Un matrimonio que celebra con dicha y una hermosa fiesta las Bodas de Oro no llega a los 50 años de convivencia sin haber tenido una o más crisis. Superar la crisis que ahora tienes en tu matrimonio es algo posible, es una posibilidad que puedes convertir en realidad sabiendo dar los pasos adecuados para lograrlo.

Desde el 2010 trabajo mayormente con mujeres que reciben con desconcierto la noticia de parte de sus esposos. No saben si las quieren como las deberían querer. Sienten que el amor se ha agotado. Necesitan volver a sentir pasión y creen que para lograrlo tienen que recurrir al divorcio. Esposos que dicen “querer vivir”, que han sido personas maravillosas y que de pronto a todo dicen que no y cualquier cosa que venga de su esposa es rechazada y juzgada como negativa. En la gran mayoría de los casos logramos darle la vuelta a la situación y mantener la familia unida. Ojalá pudiera decirte que lo logramos en todos los casos, pero la realidad es la que es. Algunas veces es ya demasiado tarde cuando esa mujer empieza a trabajar conmigo.

Por eso, si tu relación no es lo perfecta que desearías que sea; si tu esposo ha cambiado de hábitos, está más distante, utiliza el teléfono móvil de manera compulsiva, escondiéndose o no te permite acercarte a su teléfono, es necesario asumir que no hay tiempo que perder.

En la inmensa mayoría de las situaciones que requieren ayuda con la crisis de los 40 años masculina hay detrás una infidelidad o una relación muy estrecha con una tercera persona.

El futuro no está aún decidido. Los pasos que damos, o los que no damos, son los que conforman nuestro futuro. Si tu relación está en un momento delicado, si crees que tu esposo es una gran persona y estarías dispuesta a perdonar una infidelidad si la hubiera, es el momento de tomar la decisión y empezar a actuar.

Decía Einstein que hacer siempre lo mismo y esperar un resultado distinto es lo que se considera locura. Si llevas semanas, meses intentando recuperar tu relación y no lo consigues, no pierdas un segundo más. Empieza leyendo mis dos libros, y escríbeme hoy mismo para trabajar juntas dos semanas. Es la inversión de tiempo necesaria para tener todas las herramientas que necesitas para tener un matrimonio que organice juntos la celebración de sus Bodas de Oro.

Si tienes cualquier tipo de duda, cualquier pregunta, escríbeme directamente en el formulario que encontrarás aquí abajo. Es privado, no es un comentario que se publicará en el blog, sino un formulario desde el cual enviarás un mail directamente a mi buzón de correo electrónico.

Tu matrimonio ahora está en tus manos. Si tu esposo no está apostando por seguir adelante con la relación no significa que tú también tengas que tirar la toalla, rendirte y dejar que el futuro lo decida el azar. Si te preguntas, la crisis de los 40 cuanto dura, puede que pasen los días y en lugar de terminar la crisis lo que se termine sea el matrimonio.

Esta tristeza, tu angustia, es una de las experiencias más dolorosas de nuestra vida. Es casi como pasar por la muerte de un ser querido. Nuestra mente, además, aunque nuestra pareja aún esté en casa, adelanta el dolor. Nuestra mente no hace diferencias entre lo que es real y lo que pensamos. Por eso, si piensas en que puede que en unas semanas estés separada, eso te generará el mismo dolor, la misma opresión en el pecho, nauseas, pérdida de fuerzas, se te cierra el estómago, lo mismo que si verdaderamente ya hubiera ocurrido. Es necesario tener en cuenta lo siguiente.

En la vida, no hay nada que temer, solo hay que comprender.

Esta frase de la premio Noble Marie Curie nos sirve muchísimo en este momento. Sea lo que sea lo que ocurra, no hay nada que temer. Alejarás el dolor tan agudo que sientes, y podrás recuperar tu mente para tenerla clara y luchar de manera amorosa e inteligente para que tu esposo sea feliz a tu lado, si te dices a ti misma que TODO ESTARÁ BIEN, que pase lo que pase, TODO ESTARÁ BIEN. Necesitas creer en eso. Y el siguiente paso, lo daremos juntas: Comprender. En este momento cada click de comprensión te quitará un miedo y te dará fuerzas para seguir luchando y que todo esto quede en el pasado, pero que incluso, ambos agradezcan la llegada de esta crisis porque gracias a ella tendrán un matrimonio mucho más lleno de amor y más maduro. Así lo sentimos mi esposo y yo, así lo sienten muchísimas de las parejas con las que trabajo y hemos salvado sus matrimonios.

La adolescencia genera cambios en ese niño que se va convirtiendo en joven. Y la crisis de la mitad de la vida genera cambios en ese adulto-joven que está luchando y sufriendo para llegar a la siguiente etapa, a la de adulto-maduro, donde recuperará la paz y la felicidad. Tú puedes hacer mucho más de lo que te imaginas para que tu esposo recupere la felicidad y este dolor tuyo de hoy, dará lugar a la felicidad en unos meses. Necesito que tengas FE. Es real que el amor sea una decisión personal y que una vez superada esta dura etapa se vuelve a amar. El enamoramiento no es igual al amor. El enamoramiento es una mezcla de sustancias químicas que se originan en nuestro cerebro y que inundan nuestras venas y hacen que “no veamos” al otro. Por eso lo del “amor es ciego”, aunque más bien la frase correcta sería, “el enamorado es ciego”.

Amar es un verbo, y se conjuga con nuestros actos diarios. NO necesitamos sacrificios ni grandes proezas para que nuestro compañero de vida se sienta amado. Necesitamos retomar la conciencia de ser cuidadosas, amorosas, en los pequeños detalles cotidianos. NO es el tiempo el que arregla las cosas ni el que cierra las heridas, es EL AMOR. Y tú tienes la decisión personal de AMAR a tu esposo, a pesar de su actitud fría y distante, porque no ves en él sus actitudes de hoy, sino al ser humano que ES. NO le amas por lo que hace, ni por lo que tiene, sino POR QUIEN ES. Y ese es el motor más importante para mantener la motivación y las fuerzas en la dura tarea de superar esta crisis juntos, sin que la pareja se vea afectada. Lo haremos posible,  trabajaremos juntas para que tengas fuerzas y no te rindas.

Escríbeme. No importa el país donde vivas, internet hace posible que trabajemos desde cualquier lugar del mundo.  Te responderé en 24-48 horas.

 

Anuncios

2 comentarios en “Crisis de los 40. Motivos por los que seguir leyendo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s